Agenda Ciudadana

Un gol del alma panameña

El gol de Baloy impactó en todas las latitudes, la barra panameña celebra con euforia al perder ante Goliat, es David que le grita al mundo que somos una nación que vive una épica de la esperanza.

El profesor Francisco Barrios lo expresa así, ante una opinión internacional sorprendida: ¿Cómo puede Panamá celebrar ante una derrota? Nuestra historia lo explica. Somos un pueblo que luchó mucho para llegar allí. Cada victoria nos ha costado esfuerzo, sudor y sangre. Sabemos lo que es sufrir al ver otra bandera ondear en nuestro territorio. Fuimos víctimas de humillaciones y abusos (algunos brutales) de las águilas imperiales, pero siempre mantuvimos nuestra dignidad. Sufrimos terribles violaciones como la del 20 de diciembre de 1989 cuando miles de panameños fuimos masacrados por el Coloso del Norte. Hoy el Canal es nuestro, costó generaciones, lágrimas y mártires. Allí ondea una sola bandera, la nuestra.

Por eso Panamá no teme, por eso Panamá pelea sin rendirse, por eso celebramos cada logro por mínimo que parezca, pues sabemos que por dura que sea la batalla, siempre terminamos cantando “Alcanzamos por fin la victoria”.

Nadie nos quita el orgullo y la alegría de ser panameños. Viva la Selección. Viva Panamá.

Federico metió el gol del alma panameña, es todo una metáfora, un pase mágico y Baloy al caer impulsa el balón con la fuerza anímica de una Nación que vive muchas épicas.

Por Ricardo Arturo Ríos Torres

Panamá, junio de 2018.

Foto: Selección de Panamá de Fepafut

Deja un comentario